Undécimo mandamiento obligatorio cumplir

Undécimo mandamiento obligatorio cumplir

El undécimo mandamiento es de obligatorio cumplimiento porque dejar calentar la cerveza es un pecado. Y nosotros somos muy obedientes.

La cerveza hay que sevirla y tomarla, nada de dejarla reposar mucho que se calienta y ya no esta tan buena. Porque es una ley universal y de Dios que la cervecita tiene que estar fresquita que es cómo está mejor.

Así que nosotros que somos muy obedientes y muy bien mandaos no la dejaremos calentar, que así son los mandamientos.

 

Entra a nuestra página de Facebook y únete a esta gran familia de Cabras. Te esperamos.

 

Deja un comentario