Libre de pecado pues tú te lo pierdes

Libre de pecado pues tú te lo pierdes

Cuando oigo lo de libre de pecado no puedo más que pensar pues tú te lo pierdes. Y es que en la vida hay que pecar un poco.

Que sería de la vida sin algún pecadillo que otro. Menudo aburrimiento, que la vida de santidad no tiene ninguna emoción. Así que ya sabéis si estáis libres de pecado todavía estáis a tiempo. Que algún pecado que otro nunca viene mal  para la salud de mente y cuerpo.

 

 

Entra a nuestra página de Facebook y únete a esta gran familia de Cabras. Te esperamos.

 

Deja un comentario