Atención al cliente primer examen

Atención al cliente primer examen

Cuando te presentas al primer examen para el departamento de atención al cliente. Y es que enseguida desearás tener una escopeta.

Porque el trabajo cara al público es cómo una penitencia, es una prueba de fuego para saber donde llega el límite de tu paciencia. Y creo que el mío ya ha llegado. Que a veces te dan ganas de contestar con la escopeta en la mano. Menos mal que luego me acuerdo mentalmente de toda su familia y se me pasa.

 

Entra a nuestra página de Facebook y únete a esta gran familia de Cabras. Te esperamos.

 

Deja un comentario